La Cruz del Sur y el cúmulo del Joyero

NGC 4755, conocido comúnmente como el Joyero o la Caja de Joyas, es un cúmulo abierto que está situado en la constelación de la Cruz del Sur, en el Hemisferio Austral. Para leer una descripción de los cúmulos abiertos, o galácticos, véase el artículo sobre Las Pléyades.

La Constelación de la Cruz del Sur, Crucero Austral, o simplemente Crux, es la más pequeña en extensión de las 88 que componen el catálogo de todas las existentes, pero es probablemente la más famosa y conocida de todo el Hemisferio Sur. Es circumpolar sur, y sólo visible desde latitudes al sur de +20º N, por lo que no se divisa desde ningún lugar de Europa. Su inconfundible forma de crucero hizo que ya Magallanes notara su presencia, y que Américo Vespuccio (en el grabado) calculara su posición, junto con las cercanas estrellas de la constelación del Centauro, ya en 1.501. Entre estas últimas, Alpha y Beta Centauri, en la parte inferior izquierda de la fotografía, conocidas como “Las apuntadoras de la Cruz”, facilitan su localización. A la derecha está Crux, y al sureste de ésta se aprecia la nebulosa del Saco de Carbón.

El asterismo se encuentra en las banderas de hasta cinco países (Australia, Brasil, Nueva Zelanda, Papúa Nueva Guinea y Samoa Occidental), además de algunas regiones y territorios de los anteriores países y de Argentina o Chile (a la izquierda, bandera de la Patagonia chilena).

Es un socorrido recurso para orientarse durante la noche, pues el eje principal de la cruz apunta directamente al Polo Sur Celeste, ocupado por la estrella Sigma Octantis (σ Oct), de difícil visualización, dada su magnitud de +5.42. Basta con extender esta línea tres veces y media, partiendo de la base de la cruz (Acrux), y luego trazar una perpendicular hasta el suelo para encontrar este punto cardinal. El esquema es de astroyciencia.com.

Los cuatro extremos de la cruz están ocupados por las cuatro estrellas más notables de la constelación:

Acrux o α Crucis, llamada Magallánica o Estrella de Magallanes, la más brillante y la duodécima de todo el cielo nocturno considerada en su conjunto, pues se trata de una binaria. Es una estrella blanco-azulada de tipo espectral B1 y magnitud visual +0.83 situada en el pie de la Cruz.

Becrux o β Crucis, llamada Mimosa, está situada en el brazo izquierdo de la Cruz. Es una B0 de magnitud +1.25, la vigésima del cielo, aunque es una estrella variable. Es la estrella más brillante de la fotografía de la derecha, donde se aprecia, justo en el centro, nuestro Joyero, el Cúmulo estelar NGC 4755 La mancha oscura de la orilla inferior es parte de la nebulosa Saco de Carbón. Pulsando con el ratón sobre la imagen se obtiene una ampliación muy notable.

Gacrux o γ Crucis, llamada Rubídea. es una gigante roja, de tipo M3, y con magnitud visual de +1.63. Constituye, junto con Acrux, el eje principal de la Cruz, y que apunta directamente hacia el Sur, pues ocupa la cabecera.

Decrux, o δ Crucis, llamada Pálida, es del tipo B2 y posee una magnitud de +2.80. Es una subgigante azul variable, que ocupa el extremo derecho del travesaño.

Una quinta estrella, Epsilon Crux (ε Crucis), llamada Juxta Crucem (Junto a la Cruz, recibe en portugués el sugerente y revelador apelativo de Intrometida, que personalmente adopto sin reservas), es también importante, por su presencia constante en los símbolos antes citados, con la excepción de la bandera nacional de Nueva Zelanda. En los cielos contaminados de la ciudad es un poco más difícil de observar, debido a su magnitud de +3.59. Es una gigante naranja de tipo K2.


Las cinco estrellas se encuentran a distancias diferentes, como se muestra arriba, así es que el asterismo es sólo una perspectiva desde la Tierra, pues visto desde otro punto resultaría una figura totalmente distinta.

En cuanto a cielo profundo, además del Joyero, en esta constelación es importante la nebulosa Saco de Carbón, justo al sureste del asterismo. En la fotografía del HST (Telescopio espacial Hubble) tanto uno como la otra están a la izquierda. A la derecha se aprecia la Nebulosa Carina.

La región central de NGC4755 (El Joyero). La estrella más brillante a la izquierda es Kappa Crucis. Fotografía del HST (Hubble Spacial Telescope)

La Caja de Joyas

“Exquisitamente hermoso”, escribió sobre él Benjamin Gould, creador y primer director del Observatorio Nacional Argentino; y es muy difícil, por no decir imposible, cuestionar lo acertado de esta emotiva pero justa definición al hablar del cúmulo abierto del Joyero, o Cúmulo de Kappa Crucis, en la Constelación de la Cruz del Sur. A decir verdad, se revela realmente complicado encontrar a otro objeto de su clase que pueda rivalizar con él en belleza y espectacularidad, excepción hecha del delicioso cúmulo galáctico de Las Pléyades (M45), en la Constelación de Tauro.

NGC4755, o el Joyero, ocupa una extensión real de 60 años-luz aproximadamente, lo cual se traduce en un diámetro aparente de 12 minutos de arco, casi la mitad de la Luna llena. Su magnitud conjunta es de +4.2 y se sitúa a unos 6.400 años-luz de distancia.

El cúmulo se observa a simple vista, aunque muy tenue, en cielos desprovistos de contaminación lumínica, pero se necesitan binoculares para divisarlo en ciudad. Se localiza partiendo de Becrux (Mimosa), y desplazándose 1 grado en dirección sureste, como se muestra en la ilustración. Nótese la dirección Norte-Sur que marca la línea que une a Gacrux con Acrux. Una vez localizado NGC4755, conviene reparar en su forma de A mayúsculas, para un mejor análisis de las estrellas que lo componen, como se sugiere en la fotografía de la derecha, aunque he intentado hacerlo con sutileza, para no dañarla. Pulsando con el ratón sobre ella, se hará más ostensible esta particularidad. Las estrellas que ocupan los tres vértices son las más brillantes del Joyero. Con ayuda de un pequeño telescopio, sin necesidad de grandes aberturas, ya se pueden distinguir al menos las 5 ó 6 estrellas más brillantes, formando el triángulo que sugiere la letra A.

La estrella que ocupa el ápice de la “A”, en dirección hacia Mimosa, es la más brillante de toda la Caja de Joyas. Es una estrella blanco-azulada de magnitud +5.7. En el extremo izquierdo de la A, en el noreste, hay una estrella de magnitud 6.8, azul, aunque visualmente aparece blanquecina. En el otro extremo, el derecho, en dirección sur, está Kappa Crucis (κ Cru), la segunda estrella más brillante de NGC 4755. Es una supergigante azul de magnitud +5.9. En la línea que formaría el trazo transversal de la A, encontramos una bellísima estrella roja, una supergigante que frecuentemente es confundida con Kappa Crucis.

El resto del cúmulo es también sumamente interesante, y se compone de más de 100 estrellas, muchas de ellas supergigantes azules, dada la juventud del conjunto del cúmulo, alrededor de 10 millones de años de edad. No obstante, aparecen estrellas rojas, anaranjadas, amarillas, blancas e incluso algunas con tonos verdosos, aunque mucho menos numerosas.

Un poco de historia

La primera mención expresa del objeto la encontramos en la obra Uranometría (1.603), de Johann Bayer, que clasificaba a las estrellas en constelaciones y les asignaba una letra griega, que conocemos como designación de Bayer. El astrónomo bávaro anotó para este cúmulo la letra κ (kappa), pensando que se trataba de una sola estrella. Es por eso por lo que El Joyero también recibe el nombre de Cúmulo de Kappa Crucis. Se hace referencia así a la estrella más brillante del cúmulo, distante un grado de Beta Crucis, o Mimosa, la estrella que ocupa uno de los extremos del brazo corto de la cruz, que es mucho más brillante.

En 1752, el Abad rumano-francés Nicolás Louis de Lacaille descubre su composición, cuando dirige hacia él, estando en Sudáfrica, su pequeño telescopio refractor de media pulgada. En 1755 lo incluirá en su catálogo de 42 objetos intitulado “Sur les étoiles nébuleuses du ciel austral”, donde lo describe como “cinco o seis estrellas pequeñas entre dos de sexta magnitud”.

Pero no fue hasta 1.830, en que lo observó el matemático y astrónomo británico John Herschel (hijo de William, el descubridor de Urano), cuando recibió el nombre actual de Caja de Joyas, o Joyero, pues con su reflector de 20 pulgadas lo describió del siguiente modo:

“Este grupo, aunque ni grande ni rico, es todavía un muy brillante y bello objeto visto a través de un instrumento de apertura suficiente para mostrar claramente el color muy diferente de sus estrellas constituyentes, que le dan el efecto de una soberbia pieza de joyería de fantasía”.

Analizando el asterismo, Herschel anotó la posición de 100 de las estrellas del cúmulo, entre 1.834 y 1.838.

Mitología

En la antigüedad, estas estrellas estaban incluídas en la constelación del Centauro, del que constituían las patas traseras. Sólo desde las grandes navegaciones ibéricas a partir del siglo XVI fueron asociadas a la cruz cristiana, y obtuvieron simbología religiosa, pues las grandes civilizaciones del pasado se ubicaban alrededor del paralelo 40 del Hemisferio Norte, desde donde no se ve (no vemos) a Crux.

Sin embargo, las culturas amerindias sí tuvieron a estas estrellas entre sus creencias y mitos. Para los mapuches, las cuatro estrellas representan la huella del choique o ñandú, animal sagrado, y las estrellas apuntadoras de Centauro son las boleadoras, arma de caza utilizada por este pueblo. El nido del ñandú, su casa, estaba situado en “Las siete cabrillas” (Las Pléyades).

El mito del ñandú se repite entre los guaraníes y araucanos, así como en pueblos venezolanos y caribeños, entre otros.

Epílogo: A la Vía Láctea

En esta magnífica panorámica de la Vía Láctea, pueden ustedes encontrar nuestra constelación junto al observatorio que aparece a la derecha, justo pegada a su pared izquierda. DeCrux (Pálida) casi está oculta por esa pared. Magnifiquen la imagen, y a disfrutar:

Volver al principio del artículo.

Volver al principio de la bitácora.

Ir al Índice Temático.

21 comentarios to “La Cruz del Sur y el cúmulo del Joyero”

  1. Umbriel Says:

    Hola:
    ¡que ganas de viajar al Sur para contemplar esta maravilla!.
    ¿se podria ver desde Canarias?.
    La última imagen es una pasada, vaya miriada de estrellas y que bien se distinguen las apuntadoras y la cruz del sur.
    En la imagen que acompaña a la explicación de como localizar el Joyero hay una errata pone NGC 7455 en vez de 4755.
    Como nos acostumbra esta todo muy bien explicado y le reitero mi agradecimiento por ello, es Ud. un gran profesor.
    Saludos.

    • El Joyero asoma por el archipiélago a 1.5 grados de altitud en su tránsito, en Las Palmas de Gran Canaria. Difícil visualización.
      De éste y otros deslices: Habrá más errores entre las 1.614 palabras (según el contador de WordPress) que componen el artículo. Éste, en concreto, no creo que influyera demasiado, ya que el número 4755 se repite en el artículo otras 7 veces (incluído el título). Los lectores suelen ser comprensivos, y no había ningún problema. De todas formas, gracias y ahí está, subsanado.

      • Umbriel Says:

        Hola:
        le ruego me disculpe la osadia que cometí al señalar el inocuo error, no era mi ánimo molestar, sabe por anteriores comentarios de mi admiración sincera hacia su quehacer.
        Es lástima que desde Canarias no sea fácil la observación del Joyero, temo que mi presupuesto no me da para ir mas al sur.
        Un saludo

  2. A estas alturas puedo almirar la cruz del sur en toda su plenitud, dura poco su trayecto pero es una de mis constelaciones favoritas, la luna hoy en dia y las luces de la ciudad opacan en mucho la luminosidad de sus estrellas; esperaremos unos dias mas para intentar ver est gran constelacion y este gran cumulo de estrellas..

    • Tiene mucha suerte de admirarla, amigo Ángel, aunque sea en ese trayecto tan corto. Hoy, efectivamente, es Luna llena, pero a partir de la semana próxima será el momento adecuado para dirigir su nuevo telescopio hacia Kappa Crucis, y disfrutar de su visión. Me provoca una tremenda envidia. Un abrazo.

  3. leer tu articulo fue una experiencia maravillosa. gracias amigo nos llevastes por un viaje extraordinario por esta constelación tan bonita y ese cúmulo abierto tan extraordinario.
    lo llamativo de ese lugar. es que el cúmulo forma una A. nunca había visto esa figura

    los cúmulos abiertos son lugares que contienen estrellas relativamente jóvenes. todas estas estrellas se forman por una inmensa nube de gas y polvo. que colapsa por su gravedad y forma esas hermosas estrellas.

    la diferencia entre un cumulo abierto con un cumulo globular. aparte de la edad. ya que los cúmulos globulares son mas antiguos y han servido para fechar la edad de las galaxias.
    las estrellas del cumulo globular. orbitan a unas estrellas especificas del cumulo. mientras que en un cumulo abierto las estrellas orbitan aleatoriamente. al pasar del tiempo estas estrellas serán individuales.

    así que cuando pasen millones de años. estas estrellas o las de las pleyades. serán estrellas individuales. y varias de ellas se volverán super rojas. por que habrán terminado su fase de secuencia principal.

    también es curioso que la crux sea sureña. todos sabemos que la cruz es un símbolo muy importante en el norte. ya que la religión cristiana a tenido mas influencia en este hemisferio. también en el sur de América [solo hay que ver a brazil😉 ]
    pero que bueno que esta en el sur. ya que si hubiera aparecido cerca de israel. hubieran dicho que era una señal divina.
    te pregunto ¿en israel se puede ver o no?

    también gracias por la foto del final. yo si un día veo un cielo así. me pongo a llorar de alegría. no resistiria la emoción.

    gracias y un saludo cósmico😀

    • Interesante colaboración de Edgar, que sirve para complementar, como feliz anexo, a lo ya apuntado en el artículo. Sólo añadir otra diferencia, a mi juicio importante, como es la distancia a la que se encuentra uno y otro tipo de cúmulos. Los globulares suelen estar a decenas de miles de años-luz, en los confines de la galaxia. Los cúmulos abiertos están más cerca del centro galáctico, y la marea procedente de este núcleo los hace diluirse, deshaciéndose el cúmulo, aunque sin perder su condición de estrella doble o múltiple cuando sea el caso.
      En el Hemisferio Norte hay otra constelación con figura de cruz, llamada Cruz del Norte, aunque oficialmente lleva el nombre de Cisne. Pero la Cruz por excelencia es ésta, la Austral. Desde Tel-Aviv no se observa, pues todo el territorio israelí esta por encima del paralelo +30º. Un cordial saludo.

  4. una sugerencia:

    me gustaría que hablaras de dos constelaciones que me llaman mucho la atención y que están en el sur. son la constelación de norma y la retícula.

    curiosamente fueron constelaciones incluidas por Nicolás Luis,

    gracias😀

    • En el programa a corto y medio plazo de la bitácora no figuran, amigo Edgar, ninguna de las dos. Se trata de dos constelaciones carentes de estrellas notables y en general no tienen objetos demasiado brillantes. La Nebulosa de la Hormiga (en Norma), por ejemplo, es de 13ª magnitud. Aunque es una bipolar ciertamente interesante.
      Su carácter austral y su poca extensión son otros aspectos que no juegan en favor de su inclusión. Ninguna es visible desde ningún lugar de Europa.
      Desde luego, no es el mismo caso de la Cruz del Sur. Pero bueno, quizás más adelante. Un saludo muy afectuoso.

      • claro tienes razón. incluso hay muy pocas fotos de las estrellas de la constelación de la retícula.

        sugerí esta. ya que es una de las zonas que tiene mas estrellas clase espectral G.
        la de norma la sugerí. ya que allí hay un cumulo de galaxias muy grande y es una zona muy importante en donde estaría el gran atractor.

        eso si no son objetos observables a simple vista. se necesita telescopios potentes. [a lo que respecta a norma]

  5. Como siempre me quedo sin palabras para decirte como me siento cuando lei ayer tu joyero maravilloso, no te deje comentario porque nunca se explicarme, pero hoy me han animado y me han dicho que no hace falta que sea tan perfecto como otros comentarios, que cada uno hace lo que puede y aqui estoy. Que de lujo. besos.

    • Recientemente, durante tu hospitalización, no pudiste dejar comentarios, y se te echó de menos. Si algún día todos dejárais de escribir, mis ánimos caerían en picado y no tardaría mucho en abandonar esto. Esa es la importancia de tu contribución. Besos.

  6. Exquisitamente más hermoso, de cómo lo describió Benjamin Gould, es para mí el cúmulo del joyero.
    Como tantas otras cosas, para ver la cruz del sur ,hay que venir al Sur..
    Tambien mencionar, como este artículo me traslada a años pasados, mi padre hablaba de la estrella de Magallanes las cabrillas,entre otras, me haces muy feliz.
    Sigues deleitándonos con tus artículos, gracias por todos ellos.

    • Y para hacer bien el amor, según Rafaella Carrá. Como ya dijimos en otra ocasión, las estrellas siempre nos evocan los recuerdos más hermosos y despiertan nuestra ternura. Este comentario de Cari lo evidencia.

  7. Creo que no hay palabras para agradecerle y felicitarle por este trabajo extraordinario, anoche me levanté a las 4 de la madrugada para ver la Cruz de sur y el famoso Joyero, y efectivamente pude divisarlo, aunque es muy tenue, pero con ayuda de unos prismáticos puede verse su forma característica de A, cerca de Mimosa. El Saco de carbón, sólo se puede ver cuando el cielo está muy diáfano y sin Luna. Bueno, espero que siga adelante, porque, el trabajo que Ud. realiza es un tesoro, así como el mismo joyero. Un saludo cordial.

    • Comentarios como éste son los que más me gusta leer, la crónica a la vez apasionada y objetiva de los cielos que Hedin ha podido escrutar, la descripción detallada e inmediata de sus observaciones y de los instrumentos que empleó, el relato del Universo visible desde su casa.
      Gracias, amigo, por su participación y también por sus ánimos. Seguiremos adelante. Saludos cordiales.

  8. Mario Raul Says:

    No soy un estudioso, ni siquiera un astrónomo aficionado…pero ello no ha impedido que me maraville, que deguste con asombro y placer, el contenido de este sitio.
    No tengo mas que palabras de agradecimiento por hacer esta bitácora, que me ha entretenido, informado y ampliado me manera de ver el cielo.
    Reciban los que hacen esta página, la admiración y el agradecimiento de un lego en astronomía.

    • Pues bienvenido a la bitácora y a la cosa esta de las estrellas, Mario Raul. Le quedo muy agradecido por sus palabras tan amables y halagadoras.
      Le contaré que sólo es una persona, yo mismo, el responsable de todo esto, y por eso nada más que publico un artículo semanal, aproximadamente. No me da tiempo a más, pero si se tratara de un equipo de varios redactores, se podrían hacer muchas más cosas, evidentemente. Pero bueno, tampoco es cuestión de atosigar a los lectores, así está bien.
      Le animo a perseverar en esta bonita afición. Saludos cordiales.

  9. Como Argentina estoy orgullosa de esta constelación que puedo ver y reconocer fácilmente a pesar de estar en ka ciudad

    • Enhorabuena entonces. No todas las personas son sensibles a las bellezas del Universo, pero veo que usted sí lo es. Por otra parte, la Cruz del Sur es un signo de identificación para todos los residentes australes, entre los que usted se encuentra. Muchas gracias, bienvenida a la bitácora y vuelva pronto.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: